Los allegados al joven oriundo de Castañares, cuyo cuerpo fue hallado el día martes, descreen de la hipótesis del suicidio. Esta mañana mantuvieron una reunión con las autoridades del CIF.

Martín Eliseo Cruz, alias “wanchope”, era intensamente buscado desde finales de enero. El martes pasado su cuerpo fue hallado en inmediaciones del ex peaje Aunor con indicios de haberse suicidado. Sin embargo, sus familiares y amigos no creen en la versión policial y están decididos a llegar hasta las últimas consecuencias para conocer la verdad.
Esta mañana fueron recibidos por el fiscal Pablo Paz, quien les informó sobre los avances en la investigación y detalló que entre las prendas del joven se encontró una carta cuyo contenido no fue dado a conocer, pero que “está relacionada a la decisión que tomó”. El fiscal, además, recalcó que se esperan los resultados de los estudios complementarios para establecer fehacientemente si se trata del joven o no.

No obstante, la familia no acepta la versión del suicidio y solicitan más detalles de la causa. Hasta el momento cuentan con el escrito hallado entre sus prendas y aguardan por las cámaras de seguridad del ex peaje Aunor.