Luego de las criticas de la madre hacia el gobernador Urtubey se informó que por orden de la Justicia Federal, en agosto y septiembre Gendarmería buscó a la joven en la zona rural de Chicoana. Esperan un informe de La Pampa para saber adónde iba a buscarla el padre de la diseñadora cuando falleció en un choque.

A fines de septiembre, por pedido del juez federal N§2 Miguel Medina, efectivos de Gendarmería Nacional realizaron un rastrillaje en la Quebrada de Tilián, una zona rural muy cercana a Chicoana.

“Lamentablemente el resultado es negativo; no se encontró nada que nos diera alguna pista de María”, explicó ayer el juez federal Medina, en diálogo con El Tribuno.

Fue el segundo rastrillaje realizado en esa quebrada y las laderas de los cerros que la conforman, con solo un mes de diferencia: la primera orden para inspeccionar esa zona boscosa atravesada por un cauce de agua fue emitida el 18 de agosto de este año y la segunda está fechada el pasado 20 de septiembre, aunque se cumplió hacia fines del mes pasado.

En ambas se encomienda a la Unidad Especial de Investigaciones y Procedimientos Judicial Salta de Gendarmería Nacional que efectúe tareas de investigación y rastrillaje.

La primera surgió tras la recepción en la Justicia Federal de “una denuncia anónima remitida por correo, dando cuenta sobre la existencia de mujeres enterradas en ese lugar”, de acuerdo con un extenso informe elaborado por el Juzgado a cargo de Medina sobre lo actuado mes a mes en la causa entre 2016 y 2017.

En la segunda se tomó en cuenta “una solicitud de la Fiscalía Federal que recibió datos de una mujer que habían sido muy precisos sobre el lugar y sus características geográficas de la quebrada, que nos hicieron pensar que podría haber algo allí”, añadió ayer Medina.