Alfredo Olmedo fue el único diputado que se opuso al proyecto que acota el efecto del 2 x 1 aplicado por la Corte Suprema. El salteño quedó expuesto.

Alfredo Olmedo se hace notar más que su propio trabajo legislativo. Sus declaraciones o proyectos entre inviables e impresentables le dan visibilidad. Esta vez, volvió a dar la nota al ser el único diputado nacional que votó en contra del proyecto que acota el 2 x 1.

Olmedo no se unió a los 211 diputados restantes que votaron a favor del proyecto que hoy se debatirá en el Senado. Horas antes de las marchas que se realizarán en todo el país para repudiar el fallo que benefició a genocidas, el salteño se puso en contra a buena parte de la opinión pública.

El proyecto aprobado establece que el 2 x 1 “no es aplicable a delitos de lesa humanidad, genocidio y crímenes de guerra”, que “será aplicable sólo a aquellos casos en los que el condenado hubiera estado en prisión preventiva durante la vigencia de la ley” (1994 y 2001) y que “será aplicable a las causas en trámite”.

Con esta defensa implícita de los genocidas, Olmedo alimenta su relación con la extrema derecha argentina. Pocos meses atrás se fotografió con Alejandro Biondini, líder de Bandera Vecinal, un partido nazi que logró tener un representante dentro de la Casa Rosada durante la gestión de Mauricio Macri.