Cómo será el Censo 2020. Poblaciones originarias, género, y herramientas digitales serán algunos de los ítems a tener en cuenta.

En el marco de la reestructuración que lleva adelante el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (INDEC), una serie de operativos se realizan en sus oficinas (y sobre todo fuera de ellas) para actualizar la infraestructura estadística del país.

De esta manera, durante 2017 se hicieron las mediciones de Actividad Minera, Gastos de Hogares, y la Encuesta Nacional de Victimización, y se espera para este año la elaboración de una estadística a nivel nacional de personas con discapacidad, el Censo Agropecuario y el Censo de Unidades Económicas.

Sin embargo, en el organismo el plan de trabajo es a largo plazo, y por ello, ya se encuentran abocados a lo que se viene: el Censo Nacional de Población, Hogares y Viviendas 2020.

El debate al interior del organismo por la metodología, y sobre todo, por las temáticas que abordará, es grande, y si bien aún no está saldado, desde el INDEC adelantaron a ámbito.com cuáles serán las incorporaciones de la medición y el rol que jugará la tecnología en la estadística para dentro de dos años.

En noviembre de 2017 se realizó la primera prueba piloto, y a diferencia de los años anteriores, se llevó a cabo en varias jornadas. Unas 7.413 viviendas de Pilar (Buenos Aires) y San Javier (Misiones) fueron encuestadas durante 16 días, con el fin de probar la posibilidad de ejecutar un censo de derecho.

Actualmente utilizado en países como Brasil, o Japón, en un censo de derecho se obtienen datos de aquellas personas que residen habitualmente en el hogar, aunque no estén presentes en el momento del relevamiento.

Sin embargo, hasta 2010 inclusive, en Argentina se llevaron a cabo censos de hecho. Esto significa que se obtienen datos sobre las personas presentes en la vivienda en el momento en que es censada, incluyendo a los que no residen habitualmente en ese hogar pero que pasaron allí la noche.

“El inconveniente es que la población argentina está acostumbrada a esperar al censista en un solo día”, explicó María Cecilia Rodríguez Gauna, Directora de Estadísticas Poblacionales y quien está cargo de los contenidos de la encuesta.

La decisión aún no está tomada, con lo cual en 2020 podría estrenarse un cuestionario en varios días. Todo dependerá de la segunda prueba piloto, que se llevará a cabo este año, y del censo experimental, que será en 2019.

Lo que sí es seguro es que el sondeo a nivel nacional se realizará en el mes de octubre, “para poder tener comparabilidad con los censos anteriores”, sostuvo Gladys Massé, Directora Nacional de Estadísticas Sociales y de Población, y quien tiene en su poder la parte metodológica de la encuesta.

Ambas funcionarias se encuentran ahora en una etapa preliminar que consiste en reunirse con referentes de los diferentes Ministerios para, en función de las demandas, seguir confeccionando el cuestionario y sus alcances.

El Censo de Población 2020 se prepara para introducir cambios al incorporar el uso de la tecnología. Elementos tales como dispositivos móviles, ogeoreferenciación de datos, están siendo evaluados en las pruebas piloto, con el fin de obtener información “de calidad y de manera oportuna, en menos tiempo”.

Las pruebas que se realizarán en los próximos dos años serán fundamentales para saber si conviene, o no, implementar el uso de dispositivos móviles para los censistas.

“Estamos viendo la modalidad del censo”, señaló Massé, al tiempo que añadió que se evaluó la posibilidad de un censo online. Sin embargo, explicó que “en el resto de los países se está probando y hay mucha desconfianza”. “Si hacemos modificaciones, no pueden hacerse todas al mismo tiempo”, argumentó.

Si bien la Directora de Estadísticas Sociales y de Población dijo que es “prácticamente imposible” que el censo no sea presencial, no descartó el uso de tablets, “para que la gente se vaya familiarizando”.

Habida cuenta de que los cuestionarios no pueden extenderse mucho (cuanto más larga es la encuesta, más “se cansa la gente y se pierde calidad en las respuestas”, explican las directoras), para el Censo 2020 tratarán de mantener el cuestionario básico, pero esta vez se agregarán nuevos temas.

Entre ellos, pueblos originarios y género, están a la cabeza, y serán incorporados a partir de la prueba piloto de octubre de este año. También apuntan a incluir preguntas que den cuenta de la ascendencia afro y de la población con discapacidad, precisó Rodríguez Gauna.

“Hay una fuerte demanda de las temáticas sobre derechos humanos y de género, que ya estamos trabajando con los organismos públicos en ver cómo sumamos esos indicadores al Censo”, añadió Massé, quien explicó que si bien algunos de estos temas eran abordados en los censos anteriores, esta vez habrá preguntas específicas que los aborden. “Tiene que ver con un reconocimiento del Estado hacia esas poblaciones”, explicó.

“Otra temática que se incorporó en la prueba piloto es si la persona encuestada tiene DNI o no, para saber si es sujeto de derecho. Esto le permite al Estado saber a quiénes hay que llevar documentos de identidad, porque aunque parezca raro, hay muchas personas que no tienen”, explicó Rodríguez Gauna.

Otra novedad será la implementación de un cuestionario único para todas las personas. En la medición de 2010, se implementó un cuestionario básico para el 80% de la población, y para un 20% se aplicó uno ampliado. En 2020, a todos se les preguntará exactamente lo mismo.

Sobre la metodología, las mediciones del INDEC son acompañadas por observadores de participantes, a cargo de la parte cualitativa, que van tomando nota de la situación de entrevista.

Para 2020, el organismo está evaluando trabajar “con diferentes perfiles de censistas”. Habitualmente quienes llevaron a cabo la tarea fueron docentes y en el último censo se incorporó personal voluntario. “Estamos probando distintas estructuras de cara a la próxima medición, viendo cómo funcionan otros perfiles de censistas, como estudiantes por ejemplo. Es momento de probar”, explicó Massé.

Al encabezar el acto por los cincuenta años de INDEC el propio presidente, Mauricio Macri, prometió que en esta oportunidad los resultados del Censo se conocerán “seis meses antes de lo habitual”.

Históricamente, durante el primer año después de realizado el cuestionario, el organismo ya trabaja con resultados preliminares. Ambas directoras ratificaron la promesa del primer mandatario y señalaron que el tiempo se acortará a seis meses.

Vale recordar que, de todas maneras, hay datos que llevará más tiempo procesar. En este marco, las funcionarias de INDEC recordaron que, de la última medición, hubo resultados que recién se conocieron en 2016, luego de la reestructuración del organismo, aunque previeron que en esta oportunidad no se demorarían tanto las publicaciones.

Fuente: Ámbito