En Tartagal comenzó una curiosa campaña vial: se escracha a los conductores en infracción mediante altoparlantes. Los controles se intensificaron a partir de la implementación de la Ley de Tolerancia Cero y Vacaciones Controladas.

El pasado fin de semana inició la campaña en distintos sectores de Tartagal, la que irá repitiéndose de manera sorpresiva y con el objetivo de concientizar sobre el respeto a las leyes viales.

Este particular operativo arrojó como primeros “escrachados” tanto a ciudadanos comunes como funcionarios municipales, resaltando sobre todo el hecho de hablar por teléfono celular mientras van al volante.

FM Alba, de Tartagal, informó que la intención es pasar de la advertencia a la exposición pública, a través del uso de un altoparlante y con frases como “la moto no es transporte escolar, no deben ir más de dos personas”, “el casco protege la cabeza y salva vidas, para el brazo se usan otros elementos”, “recuerde antes de cruzar, mire el semáforo”, “señor conductor, ojo, ¿semáforo en rojo!”, entre otros.

Los controles se intensificaron a partir de la aplicación de la Ley Tolerancia Cero y Vacaciones Controladas. Además de este primer operativo con los escraches públicos, también se registraron fotografías, que serán oportunamente difundidas.

En Mendoza se aplicó una experiencia similar, donde policías aleccionan en público a los peatones y conductores que violan normas de tránsito, explicó Informate Salta.