El gobernador salteño volvió a dar el titular de la semana. Aseguro que el “kirchnerismo ya fue” y que él no es oficialista, “pero en sesenta días se lograron en Salta cosas que en ocho años no pudimos lograr”.

Con el claro objetivo de distanciarse del FPV, el gobernador Urtubey dijo que el kirchnerismo “definitivamente” se acabó porque se está terminando el “seguidismo casi personal” a la ex presidenta Cristina Kirchner.

Las declaraciones fueron emitidas a radio La Red y parte de las mismas se convirtieron en zócalos de números programas televisivos en el día de ayer. “Más que el kirchnerismo, (lo que se acabó) es el personalismo, que es un mal que viene acompañando a la política argentina, y como peronista debo admitir que en el peronismo se ha generado mucho eso”. Según Urtubey, eso obedece a que el “seguidisimo casi personal” a la ex presidenta “está cediendo” y “ya no hay un nivel de liderazgo” en el PJ como el que tuvo Cristina mientras estaba al frente de la Casa Rosada.

Urtubey también habló con radio Mitre y fue más allá todavía en una referencia al viaje que Mauricio Macri realizó por las provincias del norte del país y señaló: “No soy macrista, no me pienso hacer del PRO y voy a ser oposición a este gobierno, pero tengo que decir que en 60 días se lograron en la provincia cosas que en ocho años no pudimos lograr”.

“Queremos que al jefe de Gobierno le vaya bien, que a la Argentina le vaya bien”, insistió, al tiempo que cuestionó a la “gente (en la oposición) que tiene la visión romántica que piensa que lo mejor es que al que está le vaya mal” y la separó de la de los que, como él, tienen “la responsabilidad de gobernar”. “Queremos que la gente nos vote porque somos el mejor, no porque somos el único que puede gobernar”, agregó.

El gobernador salteño calificó como “muy loca” la postura de los kirchneristas que calificaron de “traidores” al grupo de 12 diputados que se fueron del bloque del Frente para la Victoria. En ese grupo de legisladores se encuentran los tres diputados peronistas elegidos por Salta, que le responden políticamente. Y, de hecho, tanto él como el ex titular de la ANSeS Diego Bossio, fueron considerados promotores de la escisión.

“Los diputados de Salta salieron electos desde el peronismo. Conformar el bloque del justicialismo es lo más normal y natural”, justificó. “Mi visión es que hoy el peronismo está viviendo la situación post derrota electoral. Somos una fuerza política que no está acostumbrada a perder las elecciones. Hoy el peronismo está debatiendo cómo se reestructura”, añadió, al tiempo que recalcó que “muchos referentes de ese espacio (el kirchnerismo) reniegan de la pertencia al PJ”.