Diputados del bloque justicialista repudiaron otra vez el decreto por el cual Mauricio Macri flexibilizó la ley de tierras. Criticaron también las presiones de la nación para que en 30 días las provincias redefinan los límites que pueden adquirir extranjeros.

El diputado Alberto Abadía cuestionó en la sesión de los diputados de anoche las medidas tomadas por el presidente Mauricio Macri dónde modificó la Ley de Tierras Rurales, que limitaba la compra de tierras por parte de extranjeros. “A pocos días del bicentenario de nuestra independencia, el Gobierno nacional entrega nuestra soberanía”, señaló.

Durante la última sesión, el diputado justicialista Alberto Abadía se refirió al polémico decreto nacional 820/2016, a través del cual el presidente Mauricio Macri modificó la Ley de Tierras Rurales, que limitaba la compra de tierras por parte de extranjeros. Entre las modificaciones decretadas, el Gobierno amplió del 25 al 51 por ciento la participación de extranjeros en las sociedades autorizadas a comprar tierras en el país.

“Esta medida es la puerta de entrega de los recursos de nuestro país”, consideró el diputado Abadía, quien se mostró preocupado por la desnaturalización del espíritu de la Ley, y la posibilidad de que los recursos hídricos sean extranjerizados.

Por otra parte, el legislador criticó la disposición que además presiona a las provincias para que en 30 días redefinan los límites de tierras que se pueden adquirir, caso contrario, la tarea quedará a cargo de un Consejo Interministerial de Tierras Rurales. En este sentido, el vicepresidente de la bancada justicialista indicó que con la excusa de “facilitar y posibilitar las inversiones en el país” el gobierno nacional flexibilizó los controles dispuestos por la Ley y desarticuló una serie de exigencias que deben cumplir los inversores extranjeros.

“No podemos dejar nuestras tierras, nuestros recursos en manos de extranjeros. Si no cuidamos nuestros recursos, no podremos hablarles de soberanía a nuestros hijos. Es un decreto a medida de los intereses extranjeros y no de los argentinos. El bicentenario de la Patria no puede traernos el cercenamiento de nuestra soberanía”, precisó el diputado Alberto Abadía.