Tras los anuncios de Macri, Pablo Kosiner consideró necesario “diferenciar” los cambios en función de cada distrito en pos de disminuir la brecha entre provincias ricas y pobres. Además dijo que la proyección de Urtubey sigue intacta.

En el marco de la presentación del plan de reformas, Kosiner adelantó que el costo debe ser asumido tanto por la Nación como por las provincias y que es necesario “sectorizar” y “diferenciar” los cambios en función de cada distrito, en pos de disminuir la brecha entre provincias más y menos desarrolladas.

En la oportunidad, consideró que a pesar de los últimos resultados la proyección de Urtubey como líder del PJ “sigue intacta” y que el triunfo del Gobierno a nivel nacional “no es un cheque en blanco”, sino que implica mayor responsabilidad. “Si los niveles de inversión van a ser en zonas de acuerdo con criterios electorales, no vamos a ir a ningún lado”, advirtió.

Por otro lado, el legislador recordó que el Gobierno no tiene mayoría parlamentaria así que habrá que generar un marco de diálogo con los sectores. “Creo que los esfuerzos deben ser compartidos, no sólo los deben hacer las provincias, sino también el poder nacional. De todos modos, hubiese preferido que estos proyectos se presenten antes de las elecciones, así la gente hubiera podido decidir en función de ello”, dijo.

Con respecto a la reforma tributaria, señaló que es necesario discutir cómo mejorar el sistema para reducir las presiones sobre la actividad industrial y las pymes. “Si los niveles de inversión van a ser en zonas de acuerdo con criterios electorales, no vamos a ir a ningún lado”, indicó. Por último, señaló a Diario La Nación, que si la reforma laboral es sólo para tensionar con los trabajadores, no se va a poder avanzar.