El abogado de la familia de Daniel Solano, Sergio Heredia, denunció a un cacique y sus hermanos por el reclutamiento de aborígenes para trabajos esclavizantes en el sur del país. 

El cacique Asencio Pérez y sus hermanos, de la comunidad Alto La Sierra, fueron denunciados por Sergio Heredia, abogado de la familia del trabajador golondrina salteño desaparecido en el sur, Daniel Solano.

De acuerdo a la información provista por FM Profesional, Heredia habría acusado a Pérez y sus hermanos de ser quienes reclutan jóvenes originarios, engañándolos, para que viajen al sur y cumplan tareas en condiciones de servilismo.

Hasta “les abonan con estupefacientes”, habría resaltado Heredia, quien enfatizó en que la búsqueda de jóvenes se concentra en aquellos que tienen más penurias económicas o son víctimas del consumo adictivo de drogas.