La Comisión Bicameral Permanente de Trámite Legislativo dio dictamen al megadecreto de Macri que modifica 19 leyes sin aprobación del parlamento. Cristina Fiore votó en contra y argumentó que se trata de un exceso.

Cambiemos aprobó en esa comisión el megadecreto el llamado DNU de Desburocratización y Simplificación del Estado, pero anunció que enviará tres leyes para que no se lo anulen en diputados y senadores de la nación. El PJ dialoguista criticó el DNU, pero si no se une a los K, Macri lo aplicará sin problemas. Mientras tanto, todo seguirá igual porque un DNU sólo puede anularse si ambas Cámaras votan en contra en los recintos y si eso no ocurre el presidente puede aplicarlo sin problemas, como si fuera una ley.

Cristina Fiore Viñuales, que Cambiemos creía tener de aliada y pugnó para que reemplazara aSaá, no aprobó el dictamen. “Aprobar este decreto es negarle al Congreso de la Nación el rol que le corresponde” aseguró la senadora nacional por Salta Cristina Fiore, quien se explayo de la siguiente manera. “Este Decreto es un exceso. Tiene 22 capítulos, más de 140 normas que se modifican, 19 normas directamente se derogan sin ninguna participación del Congreso”, expresó.

Para la legisladora salteña no existen la “necesidad y urgencia” de tales modificaciones, señalando que hay “temas de fondo y que merecen un debate en el pleno del Congreso, como el capítulo de la promoción del trabajo, al Fondo de Garantía de Sustentabilidad y al acceso al crédito”.

Por último, Fiore adelantó su voto negativo en el senado cuestionando la “legitimidad” del DNU firmado por el presidente “creo que aprobar este decreto es negarle al Congreso de la Nación el rol que le corresponde”