Imagen alusiva.

Greenpeace comenzó una campaña para que Urtubey detenga los desmontes en la finca del primo de Marcos Peña, en la zona de General Ballivián. Hay nueve mil hectáreas en riesgo.

Greenpeace comenzó una campaña para que el gobernador Juan Manuel Urtubey detenga los desmontes en General Ballivián, en el departamento San Martín. La organización sobrevoló la zona de una finca donde se ven cuatro topadoras.

Nuevo Diario informó que Greenpeace asegura que en estos momentos hay cuatro topadoras arrasando bosques protegidos en la finca Cuchuy, propiedad de Alejandro Jaime Braun Peña, primo de Marcos Peña, Jefe de Gabinete de la Nación, quien junto a Pablo Clusellas, secretario de Legal y Técnica de la Nación, integran el directorio de varias empresas de la familia Macri. El lugar está en una zona que era protegida según la ley de Ordenamiento Territorial de la provincia, pero que fue recategorizada por las disposiciones establecidas en un decreto del gobierno provincial.

Greenpeace indicó que la vegetación de la zona afectada es fundamental para la subsistencia de las comunidades wichí. “Urtubey sigue permitiendo que grandes terratenientes destruyan bosques protegidos por la Ley Nacional de Bosques, sin importarle las comunidades indígenas que dependen del monte para sobrevivir”, expresó la organización en un comunicado.