Se cumplen ocho años del inolvidable gol de Martín Palermo ante Perú bajo el diluvio en River. Fue el  10 de octubre de 2009 con el tanto en tiempo de descuento que le dio el triunfo al equipo de Maradona y una vida más rumbo al Mundial de Sudáfrica 2010

Pocos recuerden tal vez lo que pasó el 10 de octubre de 2009 si sólo se pregunta por a fecha. Muchos, tal vez la mayoría, responderían lo mismo si se los induce con la pregunta de qué recuerdo tienen del partido Argentina-Perú del 2009 jugado en esa fecha, ese día del que hoy se cumplen ocho años: “El gol de Palermo bajo la lluvia”, dirían…

Y justo hoy es el aniversario de esa tarde emocionante, inolvidable, cruzada por un destino encaprichado en ver al ex goleador de Boca como protagonista de una película de pura fantasía. Justo hoy, que la Argentina necesitará de ese corazón, en lugar de tanta táctica, para ir en busca del triunfo salvador que necesita ante Ecuador, ese que lo clasifique al Mundial.

Aquella tarde Argentina comenzó el partido de la 17° y anteúltima fecha de las Eliminatorias para el Mundial de Sudáfrica 2010 en el 5° puesto. Necesitaba ganar para no quedarse afuera y lo hizo por 2 a 1 con goles de Gonzalo Higuaín a los 48 minutos y de Martín Palermo, con su épica a los 92, luego del empate al que había llegado Perú a los 89 mediante Herán Rengifo. Para entonces un diluvio azotaba la ciudad de Buenos Aires y el estadio Monumental.

Diego Maradona, entonces técnico de la Selección y protagonista de lo que fue también un inolvidable festejo de panza al suelo, relató aquel momento con palabras que quedaron grabadas en la memoria colectiva: “Cuando empezó todo ese vendaval de lluvia, de viento, de frío, y el frío que nos causó el empate de Perú… pero después un milagro más de San Palermo que nos deja una vida más…”

Lo que ocurrió es historia conocida. Argentina definió su clasificación en la última fecha en un mano a mano por el pasaje a la Copa del Mundo con Uruguay en el Centenario, donde ganó 1 a 0 con gol de Mario Bolatti. “Es el destino, es el de arriba que me marca en los momentos que quizá más lo necesito y me da esa fuerza”, dijo Palermo tras aquel, su día inolvidable con la camiseta de la Selección.

Fuente: Infobae