Sería la oferta que realizó el gobierno nacional a la CGT para evitar el paro general convocado para esta semana. La tarasca llegará como desembolso para distintos programas de salud.

La semana pasada Nicolás Dujovne contó los detalles de la propuesta del Gobierno y los contrapuntos con los líderes de la central obrera. El Gobierno propuso sacar un decreto para que en julio y agosto se negocien aumentos de hasta un 5%. Los aumentos irían desde el 2,5% al 5% a cuenta de la cláusula de revisión (que entran en vigencia de septiembre en adelante). “Nos volveremos a ver el martes”, afirmó Dujovne, por la reunión que mantendrán nuevamente mañana los representantes de la Confederación General de los Trabajadores.

Ahora se supo que la oferta que realizarán, a manera de frenar el inminente paro convocado para los futuros días, implica la promesa de un multimillonario desembolso de fondos para las obras sociales, un viejo reclamo de los popes cegetistas: 6 mil millones de pesos para distintos programas de salud en las obras sociales, de esta manera evitar el tercer paro general contra el gobierno de Mauricio Macri. Se trata de fondos ya reconocidos por el Gobierno en 2016.

Tales fondos irían a tratamientos de salud de alto costo (SUR) y de los subsidios para afiliados de bajos recursos (SANO) y jubilados (Suma70) y una baja del Subsidio para la Mitigación de Asimetrías (SUMA).

Fuentes: Ámbito Financiero, El Destape Web